Risoterapia en nuestra cena con espectáculo

Una cena con espectáculo no es sólo una excelente forma de ocio con las ventajas de un plan completo a precio cerrado. Puede ser también una forma excelente de librarnos del estrés.

CENA CON ESPECTACULO: RISOTERAPIA PARA TODOS

Y es que, si algo intentamos sobre todas las cosas en cada cena con espectáculo que organiza Cenas Diferentes, es que la risa, el buen humor y la cercanía sean la base.

Casi, casi, y salvando las distancias, intentamos que todos los asistentes a una cena con espectáculo vivan una sesión de risoterapia.

De hecho, recordamos con cariño muchas personas que, tras una cena con espectáculo, nos han felicitado diciendo que, por una noche, han conseguido olvidar sus problemas y sentirse felices. Y aunque por confidencialidad no vamos a dar datos concretos, os podemos asegurar que en algún caso estaban pasando momentos realmente difíciles. Conseguir que nuestra cena con espectáculo les haga sentirse bien nos causa una sensación que es difícil de describir, pero que desde luego da pleno sentido a nuestro trabajo.

Por supuesto, no vamos a ser tan osados como para decir que nuestra cena con espectáculo de magia y humor, por poner un ejemplo, sea una sesión formal de Risoterapia. La Risoterapia es una técnica psicoterapéutica que debe ser llevada a cabo por profesionales, por supuesto, y que tiene muchas ventajas y cosas positivas.

Una cena con espectáculo llena de risas

Pero sí que es cierto que, cuando preparamos una cena con espectáculo, de alguna manera, y aunque no sea a propósito, sí que hemos llegado a “aplicar” alguna de las bases de la Risoterapia.

LA CENA CON ESPECTACULO COMO RISOTERAPIA

Por poner un ejemplo, en la Risoterapia se usa el efecto contagiador del grupo para estimular la risa incluso de aquellos que les cuesta más reírse. En cierto sentido, lo mismo ocurre en cada cena con espectáculo. Al estar en un grupo que ha acudido a pasarlo bien, resulta más fácil liberarse y dedicarse a disfrutar sanamente. Y es que las risas son contagiosas, y aún más cuando estás viendo las divertidas actuaciones de algunos de nuestros artistas.

Además, en nuestra cena con espectáculo drag, por poner un ejemplo, aprendemos a reírnos de nosotros mismos, de la mano de artistas que son los primeros que demuestran la importancia de no tomarse a sí mismo demasiado en serio.

La risa, el buen humor, el sentirse a gusto, es algo que creemos firmemente que mejora no solo nuestro estado de ánimo, sino, por contagio, efecto psicosomático o por la razón que sea, mejora nuestro estado de salud, o nos hace al menos dar menos importancia a nuestros “achaquillos”.

Sentirse bien es un gran primer paso para estar bien. Y eso es algo que nos proponemos cada noche, en cada cena con espectáculo que organizamos. Y podemos decir, por experiencia, que ver a gente sentirse bien ya resulta terapéutico.

Si queréis probar una dosis de Risoterapia, podéis llamar al 91 345 14 20 y reservar vuestra entrada para una cena con espectáculo. Os esperamos con los brazos abiertos.